viernes, 29 de noviembre de 2013

CÉSAR PÉREZ GELLIDA, DIES IRAE




FICHA TÉCNICA



Título Dies irae

Autor: César Pérez Gellida

Editorial: Suma de letras

Encuadernación: Tapa blanda

Páginas: 564



CÉSAR PÉREZ GELLIDA



Con la publicación de Memento mori fue la primera vez que oí hablar de este autor. Pero no iba a ser la ultima, porque ahora está en boca de muchísimos lectores. Todavía desconocido para gran parte del público, os transcribo lo que en el interior de la novela se dice de él:

«César Pérez Gellida nació en Valladolid(algo que queda muy patente en Memento mori) en 1974. Es licenciado en Geografía e Historia por la Universidad de Valladolid y máster en Dirección Comercial y Marketing por la Cámara de Comercio de Valladolid. Ha desarrollado su carrera profesional en distintos puestos de dirección comercial, marketing y comunicación en empresas vinculadas con el mundo de las telecomunicaciones y la industria audiovisual hasta que en 2011 decidió trasladarse con su familia a Madrid para dedicarse en exclusiva a su carrera de escritor.

Memento mori es la primera obra de una prometedora producción novelística, ganadora del premio Racimo de Oro de literatura 2012, que ahora tiene continuación con Dies irae y que se cerrará con Consumatum est.»



DIES IRAE



Nada mejor para comenzar esta reseña que las palabras del propio autor en una nota final:

«Estimado lector o lectora:

Dies irae es la segunda entrega de la trilogía Versos, canciones y trocitos de carne. En ella he tratado de dar explicación a algunas de las incógnitas que quedaron sin despejar en Memento mori y, como no podría ser de otra forma, avanzar en un argumento tejido con mentiras y dobles verdades. El desenlace de la historia verá la luz próximamente en Consumatum est. Confío en que sigas con tantas ganas de llerlo como yo tengo de contártelo

Sin embargo, en Dies irae se relatan hechos que, aunque parezcan sacados de una novela de terror, son tristemente veraces. Me refiero a los acontecimientos que sacudieron no hace demasiado tiempo la antigua Yugoslavia, sembrando de horror y muerte la vieja Europa; otra vez.»


Dies irae, el día de la ira, el día del juicio de Dios:



«Dies iræ, dies illa,

Solvet sæclum in favilla,

Teste David cum Sibylla! »



«Día de la ira, aquel día

en que los siglos se reduzcan a cenizas;

como testigos el rey David y la Sibila.»



Y para poner fondo musical a esta reseña, nada mejor que una de las piezas que componen la banda sonora de esta novela: El Dies irae del Requiem de Vivaldi.



ARGUMENTO



Dies irae, el día de la ira, el día que Dios baja a la tierra para juzgar a los hombres. Hay hombres que quieren dejar su huella en la historia de la humanidad, que quieren pasar a la inmortalidad, que vienen dispuestos a ser la encarnación de la ira de Dios en la Tierra...



Trieste: Un asesino en serie reanuda sus macabros asesinatos. El día de la ira ha comenzado.



Yugoslavia: Pueblo contra pueblo, raza contra raza. En pleno siglo XX un ejercicio de crueldad sin límites, sin distinción de edades ni sexo. La ira de Dios se ha desatado sobre una nación.

Años después, un hombre vuelve para vengarse del mal recibido.


LA NOVELA



Es muy difícil hacer la reseña de una segunda parte sin destripar nada de la primera. No te preocupes si no has leído Memento mori, pues no contiene ningún tipo de spoilers esta reseña.



Al igual que la anterior, Dies Irae está apoyada en una potente banda sonora que aparece recogida en las últimas páginas del libro. Un refuerzo para aquellos que conozcan los temas, que no es precisamente mi caso, pues sólo conozco dos de ellos.

No importa, no es lo fundamental. Lo más importante es el intento que hace el autor para que podamos meternos en la mente de un criminal. O ya puestos de varios, porque no otra cosa fueron muchos de los que intervinieron en el conflicto yugoslavo.



¿Qué puede llevar a un hombre a gozar y disfrutar con el mal y el dolor ajeno? Esa es la cuestión que a lo largo de toda la novela va intentando responder el autor. Porque el mal está muy presente entre nosotros, por más civilizados que nos creamos. De ahí esa referencia a la guerra yugoslava, a la puerta de nuestras casas, mostrándonos que el horror no es cosa del pasado ni de lejanos lugares.

Por eso Dies irae es una novela negra con todas las de la ley, por esa lucha contra el mal al que nunca se termina de derrotar. Un mal que lo impregna todo.

Pero al mismo tiempo, Dies irae tiene un estilo muy diferente a su predecesora, pues en muchísimos momentos en un trepidante thriller. Un thriller que está pidiendo a gritos ser convertido en una película (con los presupuestos del cine español parece algo completamente imposible).

Giros y más giros se suceden en una rapidísima acción, con un guión cargado como dice el autor de mentiras o medias verdades, poblado por unos personajes tan singulares, que no pueden dejar indiferente al lector.


IMPRESIÓN PERSONAL


No siempre se cumple lo de “segundas partes nunca fueron buenas”, porque Dies irae está a la altura de Memento mori. Y lo está sin recurrir a más de lo mismo, a repetir el esquema. Ya no tenemos una novela con un gran componente de intriga, con un policía intentando saber quién es el asesino. En realidad lo que tenemos es un thriller de hombres que persiguen a otros hombres para darles caza y aniquilarlos.

Así podríamos definir también Dies irae: Una partida de caza en la que cazadores y presas intercambian permanentemente sus roles. 



Una mirada inquietante al fondo de la mente humana. Pues parece reservado a los humanos el hacer el mal por el mal, disfrutando de ello.



Novela negra pero también novela histórica, al referirnos unos sucesos, la guerra de Yugoslavia, que aunque estén cercanos en el tiempo y en el espacio, parecen muy lejanos y son muy desconocidos.


VALORACIÓN: 9/10


Gracias a Editorial Suma de Letras por facilitarme un ejemplar para su lectura y reseña.


Reseña realizada por Pedro de El Búho entre libros (http://elbuhoentrelibros.blogspot.com.es/ ) para Momentos de silencio compartido







1 comentario:

  1. Tengo Memento mori pendiente de leer. Y seguro que me encanta, al igual que os pasa a todos vosotros.

    Un saludo.

    ResponderEliminar

Related Posts with Thumbnails