miércoles, 20 de febrero de 2013

ENTREVISTA A SOFÍA ORTEGA



¡Hola a todos!
Esta semana queremos compartir con vosotros la entrevista que hace poquito hicimos a una Sofía Ortega, autora de El misterio del cálamo. Si queréis saber más sobre esta autora, seguid compartiendo unos minutos con nosotros...

Hola Sofía, antes de comenzar con la entrevista, además de agradecerte tu amabilidad por colaborar con mi blog, me gustaría que nos hablaras un poco sobre ti. ¿Quién es Sofía Ortega?
Sofía Ortega es una niña que siempre se ha escondido en los libros para soñar y en la pluma para vivir. Idealista, romántica, fuerte, constante… Lucho mucho por lo que en verdad creo. Soy de carácter “especial” (mi mejor amiga dice que para estar conmigo se necesita un manual de instrucciones, jajaja), tan pronto me río como tan pronto me enfado. Y, sobre todo, pienso que la vida está llena de pequeños detalles que la hacen interesante, detalles que moldeas para que cada día sea diferente, especial, qué puedo decir: odio la rutina y adoro la sencillez.

¿Cuándo te diste cuenta de que querías ser escritor?
Si te soy sincera, nunca me lo he planteado. Es como si la escritura formara parte de mí desde que nací. Leer libros, escribir cuentos y redacciones en el colegio era lo que más me gustaba, lo que no me costaba y lo que hacía sin que me lo dijeran los profesores o mis padres. Cuando me preguntaban de niña que qué quería ser de mayor, mi respuesta era “escritora”. Sí es cierto que durante unos años quise ser médico, mi madre es enfermera y siempre me ha gustado cómo nos curaba a mis hermanos, a mi padre y a mí, quería ser como ella. Pero a pesar de desear estudiar medicina, la escritura estaba ahí, metida dentro de mí, es decir, que estudiara lo que estudiase, sabía que siempre escribiría.

¿Qué fue lo primero que escribiste? ¿A qué edad lo hiciste?
Tenía ocho años. Fue una nochebuena, la primera sin mi abuelo Rafa. Le escribí una carta y se la leí a mi madre en la cena delante de mi familia. A partir de ahí, no paré de escribir. Y encima el sueño de mi abuelo siempre había sido ser escritor. Se lo debo a él.

¿Tiene tu vida profesional relación directa con tu faceta como escritora?
Soy diseñadora gráfica, editora y correctora. Pienso que sí. La edición y la corrección me ayuda muchísimo, es un continuo aprendizaje. Y el diseño es imaginación, creación, dejar volar tus sueños, igual que la escritura.

¿Cómo te formaste como escritora?
Estudié Periodismo pero, sinceramente, no me sirvió de nada, es una carrera que supuso una caída en picado para el concepto que yo tenía de ser escritora. Me desanimó mucho, pasé unos meses bastante parada con mis escritos, un poco perdida porque llegué a pensar que no me llenaba, que hasta me había equivocado de profesión… Fue una época muy mala, me sentí vacía, sin un camino en el que seguir. Fue mi padre quien me animó a hacer un curso de escritura, a ver si de esa manera me encontraba a mí misma, así que busqué una escuela y me apunté para aprender a escribir relatos. Terminé el curso, pero tampoco me llenaba. Después hice otro de novela en otra escuela y me ocurrió lo mismo. No le hacía caso a los profesores, jajaja, sentía que no comprendían lo que yo quería expresar. Fue entonces cuando me salió trabajo de diseñadora a media jornada y empecé a estudiar edición. Y un día, sin pensar, empecé mi primera novela. Ahí, empezó mi vida.
En mi opinión, un escritor se forma a sí mismo dando un pasito tras otro. Las escuelas están bien, pero es el escritor el que debe guiarse, pues cada libro es un mundo y cada escritor igual. Las palabras deben salir del interior, nadie te lo debe inculcar.

¿Tienes alguna manía al ponerte a escribir?
No soporto el ruido… Necesito estar sola, que nadie me hable, a veces con música clásica, pero una canción en concreto que defina los sentimientos que estoy escribiendo. Cuando hay alguien en casa, me encierro en mi habitación, con una luz agradable, tenue, y permito que mi mente explote.

¿Prefieres algún lugar o momento a lo largo del día para escribir?
Me encanta la noche, siento paz en el silencio y la tranquilidad. Todo el mundo duerme menos mis personajes, que están deseando vivir mis aventuras. Aunque también escribo durante el día, no tengo un horario fijo, ni lugar, donde esté cómoda y feliz. Sonrío y a escribir.

¿Cómo te organizas para escribir?
No me organizo. Hay días que nada más levantarme me pongo a escribir, antes de desayunar, depende de lo que mi imaginación quiera. Es que sueño con los capítulos, con más escenas de mis personajes. Otras veces hasta que no siento que debo escribir, no lo hago. Yo no soy de los que creen que uno debe despertarse a la misma hora, sentarse en la misma silla y estar el mismo número de horas al día escribiendo. No hay que forzar. Por eso es tan especial la escritura, porque es libre.

¿Eres una escritora de las que escriben a mano o te decantas por las nuevas tecnologías?
Al principio escribía a mano, pero me di cuenta de que perdía mucho tiempo pasándolo luego al ordenador, así que mi ordenador se convirtió en mi biblioteca, lo odio porque me gustan los tachones, poder tocar el papel, sentir el relieve de las letras, hay vida, pero me he acostumbrado a ello. No obstante, no me gusta leer ni corregir en pantalla, eso siempre lo hago en papel y a mano.

Antes de iniciar una novela, ¿la planificas mucho o te dejas llevar por la inspiración?
Una escena suelta me hace sentarme y empezar a escribir. No planifico nada, todo surge y hasta que no siento que es el final, no me detengo. Puedo tener una idea en la cabeza, pero esa idea es solo un granito de arena minúsculo que va creciendo a medida que avanzo en la historia. No puedo explicarlo, pero sí sentirlo.

¿Cómo es un día en la vida de una escritora como tú?
Un poco caótica, la verdad. Si mi madre pudiera contestar a esto, diría que una vida desorganizada y sin horarios normales. Me levanto tarde porque adoro el silencio y la tranquilidad de la noche. Mi hermana siempre decía: “a Sofía le dan cuerda por la noche”. No soporto los ruidos, por lo que me encierro en mi rinconcito donde me paso las horas muertas escribiendo o leyendo. Lo he hecho desde niña. Libre, así es un día de mi vida, libre. Ya puede ser un día triste, de enfado o aburrido, que en cuanto me pongo a escribir o a leer, cambio por completo. Y si me toca trabajar, sigo mi horario como cualquier ciudadano respetable y después a volar mi imaginación.

¿Eres aficionada a la lectura?¿Le dedicas muchas horas?
Adoro leer, el hecho de ser transportada a otros lugares y épocas, de poder vivir otras vidas porque, seamos sinceros, siempre hay algo en algún personaje que nos recuerda a nosotros mismos, o alguna acción que nos gustaría hacer, que nos enfada, que nos hace llorar. Le dedico infinitas horas y eso me suele suponer un problema, pues me enfado conmigo misma porque no se si quiero escribir o seguir leyendo, aunque siempre gana la escritura.

¿Qué tipo de literatura te gusta leer?
Desde niña leía libros de aventuras, de misterio, filosóficos, pero con 20 años descubrí un libro que me rozó el alma, se convirtió en mi libro favorito, “Una rosa en invierno”. Lo compré porque me llamó la atención que habían publicado el libro por cumplirse el veinticinco aniversario de su primera edición y por ser de la autora que había revolucionado la novela romántica histórica hasta lo que conocemos hoy en día, Kathleen Woodiwiss, un clásico de la novela romántica. Fue gracias a ese libro y a esa autora que me enamoré de este género. Y ya no he podido leer otra cosa.

¿Eres lectora de libros de papel o también lees ebooks?
Soy tradicional, prefiero el olor y el tacto del papel que la pantalla. Sé que los eBooks son el presente y el futuro, pero no me transmiten calidez. Yo necesito una manta, un sofá, una chimenea y un libro grande.

¿Cuál es tu autor favorito? ¿Nos podrías recomendar una obra de él?
Depende. Mi autor favorito desde niña ha sido Jostein Garder. El libro por excelencia para mí, “El misterio del solitario”. El mejor libro que he leído en mi vida. Cada vez que este autor publicaba un libro, mi padre me lo compraba. Considero que son un tanto especiales, o los veneras o no los terminas. Para mí todos son únicos.
Y luego, en cuanto a novela romántica: Gaelen Foley, Lisa Kleypas, Julia London, Nicole Jordan… La que más me gusta es Melody Thomas. Uno de sus libros es otro de mis favoritos: “Luz de luna”, que se desarrolla gran parte en Egipto, siglo XIX. Me enamoró. Lo he leído mil veces y seguiré haciéndolo.

¿Recuerdas algún libro de tu infancia con especial cariño? ¿Cuál es? ¿Por qué le tienes especial cariño?
“El mundo de Sofía”, de Jostein Garder. Siempre lo veía furulando por mi casa. Era de mi madre. Yo era pequeña y me inventaba juegos de misterio, así me divertía cuando no tenía que hacer tarea. Cuando vi que tenía mi nombre en el título, sin que mi madre se diera cuenta, lo cogía y jugaba a ser una detective que buscaba que vivía con su abuelo. Un día decidí leer unas líneas, me picaba la curiosidad. Fue así como centré todos mis juegos en la historia. Me convertí en Sofía, una niña que quería encontrarse a sí misma, la protagonista del libro. Leí cada capítulo con una solemnidad increíble, algunos más de una vez porque no entendía qué quería decir, así hasta que me lo leí entero, me llevó varios meses. Mi padre se reía porque no comprendía cómo a una niña tan pequeña le gustaba ese libro cargado de filosofía pura. Recuerdo aquella época con un cariño especial. Siempre me he sentido rara en relación a los demás y ese libro se convirtió en mi primer mejor amigo. Nunca lo olvidaré.


¿Qué estás leyendo ahora mismo?
Mis novelas, jajajaja, me encantan, me da la sensación de que no las he escrito yo, supongo que porque me gustan mucho. Estoy corrigiendo la segunda y no me puedo concentrar en otra lectura, soy así de maniática.

¿Si tuvieras que recomendar una novela cuál sería?
Me gustan tantas novelas, que no sabría por cuál decantarme. También es verdad que soy muy romántica y creo que el mundo es mejor gracias al amor, jajaja. Siempre recomiendo “Una rosa en invierno”, lo tiene todo, intriga, amor, misterio, escenas que te hacen llorar, escenas que te hacen reír. Estuve dos días casi sin dormir porque no podía parar de leer. Y lo digo yo, una persona que en el momento en que se la compró, no era partidaria del género romántico. Hay que estar abierto a todo y darle una oportunidad a esas cosas que crees que no te van a llenar. ¿Quién sabe? A lo mejor descubres un nuevo mundo, tal y como me pasó a mí.



¿Qué autores clásicos y contemporáneos te han influenciado como escritor?
Más que autores, me ha influenciado una profesora que me enseñó la historia de la literatura universal de una forma tan especial que quise formar parte de ella. Nos hablaba de los autores y de sus obras como si fuera un cuento real. La escuchabas con atención, era inevitable. Siempre le agradeceré aquellas horas de estudio. La autora que más me impactó fue Virginia Woolf, tanto su vida como sus obras. ¡Estaba loca! Su locura le hacía escribir, se dejaba llevar por sus sentimientos encontrados, por su mente que vivía más en la imaginación que en la realidad. Es perfecta, es un icono para mí.

¿Hay algo que haya influido en tu manera de escribir como la música, el cine, alguna vivencia, tus raíces…?
Creo que mi forma de ser. Soy una persona muy tímida, me cuesta mucho coger confianza con las personas, abrirme a ellas, quizás porque me considero un bicho raro. Soy callada, seria, pero necesito desahogarme continuamente. Esto ha sido lo que siempre me ha influido a la hora de escribir.

¿Tienes más aficiones además de la literatura? ¿Nos podrías hablar un poco de ellas?
Me encantan los animales, sobre todo los conejos. Mi mascota actual se llama Yeti, un conejito de orejas caídas de color blanco y gris, ¡es mi pasatiempo favorito! Estoy todo el tiempo con él, nunca me canso.
Mi fuente de inspiración es mi otra afición, mi futuro marido, Daniel. Llevamos nueve años juntos y nos casamos este verano. ¡Mi verdadera historia se va a hacer realidad! Es mi mejor amigo y el protagonistas de todas mis novelas. Lo hacemos todo juntos.
La música, también, es esencial. Cuando me quedo sola en casa, me pongo música en los oídos y bailo. ¡Es mi psicóloga! Jajaja. Aunque no me centro en un género en particular, la música clásica es la que más me gusta, toco el piano desde que era niña, es indescriptible lo que me provoca.

¿Crees que Internet y las nuevas tecnologías ha cambiado al lector actual? ¿Por qué?
No, creo que el lector ha ampliado el abanico de opciones, que es bien distinto. Los gustos no tienen por qué cambiar. Lo que si ayuda el continuo cambio es a mantener la mente abierta. Las tradiciones nunca se deben perder, son las forjan nuestra historia, igual que el lector. Para mí todos los lectores son buenos, terminen o no un libro, les guste a o no, se lo compren en papel o en ebook.

Hablemos ahora sobre tu novela, El misterio del cálamo:
¿De dónde surgió la idea de escribir esta novela?
Un día, hace un par de años, mi madre me regañó por el desorden de mi habitación, me dijo que organizara la estantería porque tenía algunos libros en el suelo porque no cabían. La obedecí. Mientras los ordenaba, todos de género romántico histórico (112 libros), sonreía recordando las historias y pensé que si esas autoras podían, por qué no yo. Así de simple.

¿Cómo te organizaste para escribirla?
En mi vida no hay orden, jajaja. Fue una época en la que estaba trabajando por las mañanas y estudiando los fines de semana. Todas las tardes, cada rato libre e incluso en clase, escribía y escribía, no podía esperar a llegar a casa. Había veces en el trabajo que sacaba mi cuaderno y continuaba.

¿Tiene alguna historia real detrás? ¿Es muy diferente de la que acabas explicando en tu novela?
Si no tuviera algo real, no sería mía. Una vez escuché que un buen escritor es aquel que escribe sobre lo que conoce. Debes saber qué se siente cuando uno llora, ríe, se enfada, por qué se actúa de una manera o de otra… Si no, no llegas al lector, pues este debe sentirse parte de la historia, reconocerse en algún rasgo de algún personaje, o querer ser alguno de ellos.
Cada protagonista femenina de la saga tiene algo mío. La forma en la actúan o sienten, algunas cosas son reflejos de mi vida. Mi mejor amiga dice que Brianna claramente soy yo. Quizá este es el motivo de mi miedo a que la gente lea el libro, es como si hubiera estado toda mi vida escondida y ahora saliera a la luz.

¿Qué fue lo más complicado de la escritura de la novela?
Poner el punto final a la obra… Lloré y mucho. No quería terminar.

¿Tenías claro desde el principio cómo escribirías la novela?
No, todo fue surgiendo, la historia de los personajes, la trama principal y secundaria… Lo que sí quería era dos libros, la historia de dos hermanos, pero a medida que iba avanzando aparecieron personajes que giraron el rumbo de la historia y ampliaron el número de novelas de la saga. Cuando empecé, lo único que sabía con certeza era el físico de los protagonistas y personajes principales, nada más, jajaja. El proceso ya fue otra cosa. Y las acciones me las iba inventando mientras escribía.

¿Cómo fue ese momento de ponerte a escribir la primera frase de la novela?
Fue un impulso. Estaba viendo la tele, por la noche, y me quedé embobada en un punto fijo en el infinito. En ese momento surgió en mi mente una escena: Londres, siglo XIX, temporada social, un hombre y una mujer en una pista de baile, detenidos uno frente al otro, demasiado cerca pero a la vez muy separados, se miraban cargados de un sentimiento encontrado, ¿qué les pasaba? Entonces, desperté del trance, cogió unos folios y un bolígrafo y comencé.

¿Te llevó mucho tiempo escribir El misterio del cálamo?
Me llevó 5 meses, los mejores de mi vida. No salía, comía a deshora, apenas dormía, pero escribía, escribía y escribía. ¡¡Fue maravilloso!! Hay que pasar por algo así, se lo recomiendo a todo el mundo. Cuando algo te gusta, nadie puede detenerte y la satisfacción que sientes es plena.

¿Y todo el trabajo de documentación que tiene esta novela?
En realidad, he leído tantos libros de novela romántica histórica que apenas recurrí a la documentación. Además, viví unos meses en Londres antes de empezar a escribir, una ciudad que me enamoró. Me resultó bastante sencillo.

Para los que no conocen tu novela, ¿qué destacarías de ella? ¿por qué el lector debería elegirla?
Porque se lo va a pasar bien. Hay momentos donde te ríes mucho y otros donde te enfadas con Brianna y Nicholas, hasta quieres gritarles. Es una historia muy bonita, de una continua lucha de ambos protagonistas por alcanzar su mayor sueño: la libertad. Obstáculos, un misterio que los envuelve, un secreto que no puede ser desvelado…

El misterio del cálamo es la primera entrega de la Saga Encadenados ¿puedes explicarnos cuáles son los planes que tienes para esta Saga?
Actualmente estoy terminando de escribir la cuarta novela de la saga y la quinta la tengo en la cabeza; estoy deseando empezarla. Tengo a todos mis personajes donde deben estar. Algunos viajan, otros huyen, algunos regresan, otros conspiran, algunos luchan, otros se esconden…
Desde el principio supe lo que quería: cinco heroínas con una cualidad especial cada una, un color, una flor y una joya. La primera tiene el don de la escritura; la segunda el de la pintura; la tercera el del poder medicinal de las plantas; la cuarta, la arqueología y la quinta está relacionado con los animales. Y ellos, hombres marcados por el pasado que ocultan un secreto.

¿Cómo conseguiste que la Editorial Finis Terrae te publicara esta novela?
Cuando inscribí mi novela en el Registro de la Propiedad Intelectual, ya contaba con una amplia lista de editoriales que publicaban novela romántica. Finis Terrae_ediciones es una editorial que se ofrece a hacerte una valoración de tu manuscrito y decirte si tiene posibilidades o no, si se puede publicar o no. Es decir, te hace un examen, si lo apruebas, te lo publican. Por eso mandé mi manuscrito a esta editorial, porque independientemente de que la publicasen o no, alguien de este mundillo me diría si valgo o no para escribir, si la novela es buena o no. Y yo lo aprobé, y fue increíble!! Jamás lo olvidaré.

Respecto a la promoción de tu novela ¿qué haces para que el lector la conozca?
Una buena amiga mía, Marta Galis, el día de la presentación del libro, se ofreció a ser mi representante. Desde entonces se ha encargado de que mi libro salga en blogs de literatura, en revistas, que me hagan una reseña, un poco de todo. Si mi libro se promociona es gracias a ella.
También tengo una página de twitter dedicado a mis libros: @SofiaOrtegaM y una página de Facebook, “El misterio del cálamo”. Os invito a conocerlas.
Además, soy miembro de una página web dedicada a escritoras de novela romántica de todo el mundo: www.autorasenlasombra.com, ¡una web fantástica!

Además de El misterio del cálamo, tienes alguna otra novela publicada ¿Nos puedes hablar un poco de ellas?
Novela, no, un cuento sí. Hace cuatro años me publicaron un cuento en el libro “Esa cosquilla molesta”. El cuento se llama “Recuerdos en un día memorable”. Está basado en hechos reales, sobre mi abuelo Rafa. Es precioso, recomiendo leerlo. Terminas con una sonrisa en los labios.

Y ahora hablemos del futuro:
¿Tienes alguna novela ‘esperando en el cajón’ a ser publicada?
Sí, y con muchas ganas, la verdad. Mi primera novela es la primera de una saga de cinco. Estoy terminando el cuarto libro y corrigiendo, a la vez, el segundo y el tercero. En cuanto tenga la segunda novela preparada, la mandaré a todas las editoriales. Tengo mucha confianza en la segunda, espero tener suerte y ver mi esfuerzo recompensado.

¿Estás trabajando en algún nuevo proyecto? ¿Nos puedes contar algo sobre él?
Solo diré que está cargado de aventuras, misterios y un suceso que marca la trama principal y que me costó muchísimo escribir… Aunque le tengo un cariño especial a la primera novela, la segunda es… en fin, ¡descubrirlo vosotros cuando salga a la luz!

¿Qué consejos darías a los escritores noveles que desean que sus novelas sean publicadas?
Que no dejen de creer en sí mismos, que no desfallezcan si no consiguen publicar, todo llega y en el momento menos esperado, por ello hay que luchar cada día un poco más. Aunque te levantes un día desanimado, aunque creas que las palabras se las lleva el viento, aunque pienses que nadie te entiende, el esfuerzo merece su recompensa. Y siempre, siempre, los sueños se cumplen. Lo que algo deseas con toda tu alma, algo que obtendrás. Sé que todo esto es muy bonito y la realidad es otra. A mí me dijeron que no varias veces, y te desilusionas, pero de pronto alguien dijo “sí”. Y entonces te das cuenta de que hay que saltar obstáculos para alcanzar la meta. La vida es un continuo camino de escondrijos, si nos hubiera, qué aburrida sería.

Para acabar, si quieres decir algo a los lectores de esta entrevista las siguientes líneas son todas tuyas.
Que nunca dejen de leer un libro, sea del tipo que sea, pues la lectura está hecha para soñar, para reír, para llorar. Los sueños son los que crean la ilusión y la magia de vivir, nunca permitáis dejar de soñar.

8 comentarios:

  1. Esta escritora ha resultado un poco distinta que otros entrevistados anteriormente por tí. Desilusionada con su carrera sin un método de trabajo. Me gustan estas comparaciones que nos presentas y que me llevan a pensar que no hay fórmulas para la creatividad lo que resulta bastante refrescante y optimista.
    La novela quizás no me interesa demasiado pero seguiré pendiente de la escritora por si escribe algo más de mi estilo.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. A los que les pique la curiosidad por conocer el libro de la autora, sorteamos un ejemplar. Suerte!!

    ResponderEliminar
  3. Pues a mi me pica la curiosidad a primera vista. Me paso por el booktrailer a ver si me convence y me apunto al sorteo!
    besos

    ResponderEliminar
  4. Excelente entrevista, es una autora muy talentosa y se nota buena persona, espero leer pronto su obra, gracias.

    Besos.

    ResponderEliminar
  5. No conocía a esta autora. Me voy a apuntar al sorteo a ver si tengo suerte y conozco como escribe. Un beso.

    ResponderEliminar
  6. Leída esta entrevista, me temo que la novela va demasiado en plan romántico

    ResponderEliminar
  7. Tampoco conocía a esta autora. El argumento de su novela no me termina de convencer pero me ha encantado la entrevista y coincido con la autora en varias cosas que dice. Así que me pensaré participar en el sorteo. Besos!

    ResponderEliminar
  8. Me ha encantado la entrevista! Voy a buscar más sobre la novela, que los libros románticos no siempre van conmigo, y así veo si me puede gustar. Un saludo!

    ResponderEliminar

Related Posts with Thumbnails